Kabalah – El Árbol de la Vida

publicado en: Kabalah | 0

Se cree que el misticismo judío de la Kabalah data de unos 2.000 años antes de Cristo. Según la leyenda los Ángeles fueron los primeros en recibir los conocimientos acerca de Dios y las verdades de la Creación y estos llevaron consigo la Kabalah y la enseñaron a Adán, para que la humanidad pudiera redimirse.

De Adán, las enseñanzas pasaron a Noé, Abraham y Moisés. Durante los 40 años que pasó en el desierto, Moisés perfecciono estos conocimientos bajo la protección de un Ángel, luego, las enseñanzas fueron transmitidas de generación en generación.

La tradición oral de la Kabalah explica la razón de la existencia del Universo con todos sus seres y todas sus leyes.

 

El Árbol de la Vida

 

El Árbol de la Vida es uno de los símbolos más importantes de la Kabalah, es un jeroglífico que describe todas las energías que interactúan en el Cosmos y nos muestra su recorrido a través de los diferentes mundos.

Dios creó el Universo de forma que parte de su esencia fluyera transmutándose en el Universo material. Para la Kabalah comprender este proceso y nuestro camino como seres portadores de divinidad de retorno a su fuente, es su meta. La idea de Dios en la Kabalah es muy compleja. Solo podremos llegar a conocer a Dios a través de sus manifestaciones.

El Árbol de la Vida no solo representa a la Creación, también al hombre.

Partes del Árbol de la Vida

El Árbol de la vida está formado por diez círculos llamados “Sephiroth”, estos están conectados entre si por una serie de líneas o senderos. Cada una de estas Sephirah (singular de Sephiroth) es tanto una fuerza concreta del Universo, como una dimensión a la que se identifica con una cualidad del ser divino. Los senderos que conectan a las Sephiroth son escalones a través de los cuales podemos conectar con esas fuerzas. Cuando trabajamos con cada Sephirah como diferentes estados de conciencia, nos damos cuenta a través de nuestra propia experiencia, que existen diferentes realidades. El estudio de la Kabalah expande nuestra conciencia e incita nuestro desarrollo espiritual.

El Árbol de la Vida tiene tres pilares llamados:

  • Pilar de la severidad: El pilar de la izquierda según se le contempla nos muestra los aspectos de control y dirección de las leyes que rigen la creación, está formado por los Sephiroth:
    • Binah (entendimiento)
    • Geburah (severidad)
    • Hod (esplendor
  • Pilar de la misericordia: En el lado derecho con sus fuerzas de creatividad y expansión, los Sephiroth son:
    • Chokmah(sabiduría)
    • Chesed (misericordia)
    • Netzach(victoria)
  • Pilar del equilibrio: El pilar del medio forma los aspectos más armónicos del árbol, le corresponden los Sephiroth:
    • Keter (corona)
    • Thiphareth (belleza)
    • Yesod(fundamento)
    • Malkuth (reino)

Los diferentes Sephiroth y los senderos forman también en el árbol tres Triángulos llamados:

  • “triángulo de la personalidad” Netzach, Hod, Yesod, Malkuth
  • “triángulo ético” Chesed, Gueburah, Tiphareth
  • “triángulo de la divinidad” Kether, Chokmah y Binah

Cada Sephirah del Árbol de la Vida tiene cuatro planos:

  • Atziluth, o mundo de los Arquetipos (Nombre Divino)
  • Briah, o mundo Creativo (Arcángeles)
  • Yetzirath, o mundo formativo (Huestes angélicas)
  • Assiah, o mundo de la acción (Fuerzas del Zodiaco)

 

Griselda Ferrández

 

Dejar una opinión